Debate entre Einstein y el Sr. Cazurro

Un debate debería ser un intercambio ordenado de argumentos y objeciones encaminados a llegar  a puntos comunes entre las partes y con el objetivo final de llegar a “la Verdad”. Sin embargo no siempre es así. En algún sitio  leí que si Einstein debatiera sobre la Teoría de la Relatividad con alguien que no tiene conocimientos previos sobre Física llevaría todas las de perder. Hagamos una recreación de ese debate:

                                     ————————————————————-

Einstein: La Teoría de la Relatividad establece que el tiempo no es algo absoluto. Depende de la velocidad del observador. Si enviamos a un gemelo en una nave interestelar a velocidades cercadas a la velocidad de la luz y dejamos a su hermano en la Tierra, transcurridos 10 años el gemelo de la Tierra  tendrá 30 años y habrá envejecido 10 años. Sin embargo, el gemelo viajero no habrá envejecido 10 años sino pongamos 5 y el gemelo viajero tendrá 25 años. Es decir, el tiempo propio del gemelo de la nave espacial va más lento que el tiempo del que permanece en la Tierra.

Sr. Cazurro: Jajajajaja, menuda chorrada. ¿Pero que dices? ¡Mira tu reloj anda! los segundos siempre duran lo mismo para todos.

Einstein: Si los observadores se mueven a la misma velocidad sí, Si yo me moviese a la velocidad de la luz, el tiempo para mí transcurriría más despacio.

Sr. Cazurro: ¡Habéis oído! (Dirigiéndose al público) No se lo cree ni él.

Einstein: Te lo puedo demostrar matemáticamente. Mira. (Einstein escribe, en la pizarra, las siguientes fórmulas y otras, explicándolas paso a paso)

image

image

image

y finalmente:

image

Sr. Cazurro: …, einnn.., pero ¡qué coño es eso! Eso no demuestra nada. ¿Acaso crees que una serie de letras y números inconexos pueden demostrar algo que va en contra del sentido común? Venga, por favor… nos está tratando como si fuésemos tontos (dirigiéndose al público)

Einstein: ¡Son Matemáticas!, ¡es Ciencia!

Sr. Cazurro: No no no, ¡no digas que es Ciencia!, en todo caso ¡es tu ciencia!

Einstein: la Ciencia no tiene dueño, son conocimientos obtenidos mediante la observación y el razonamiento.

Sr. Cazurro: Chorradas copiadas de la Wikipedia. Si estás tan seguro demuéstranoslo.

Einstein: pe… pero…

Sr. Cazurro: pe..pe… (burlonamente) te quedas sin argumentos ¿no? jajaja. Ya no sabe que decir (dirigiéndose al público)

Einstein: quiero decir que ya lo demostré (señalando a la pizarra) a través de ecuaciones matemáticas.

Sr. Cazurro: Eso no me sirve de nada. Seguro que manipulaste las letras esas para que den como resultado lo que a ti te interesa. Demuéstralo con hechos.

Einstein: Lo haría pero es que, hasta el momento, no disponemos de un vehículo capaz de moverse a velocidades cercanas a la velocidad de la luz.

Sr. Cazurro: Excusas, excusas. No lo demuestras porque sabes que es una chorrada. No tienes ni idea.

Einstein: (Con cierto grado de indignación) Un Premio Nobel en Física y muchos años de investigación me avalan.

Sr. Cazurro: ¡Premios Nobel! ¡bah!, esos los da el gobierno cuando le interesa para dar subvenciones. Además a Obama le dieron el de la Paz y es el presidente del país que más guerras provocó. Mira lo que pasó en Gaza, que mató a miles de niños.

Eintein: (Con claros signos de indignación) El tiempo no es algo absoluto ¡es un hecho!. El paso del tiempo depende del estado de movimiento del reloj con el cual se mide. Un segundo, medido en un reloj por cierto observador, corresponde a menos de un segundo en el reloj de un observador que se mueve en un vehículo. Esto quiere decir que el tiempo es relativo y depende de la velocidad del observador que lo mide.

Sr. Cazurro: Esa es tu opinión. Yo creo que el tiempo es igual para todos y punto. Y tú tienes que respetarme y respetar mi opinión.

Einstein: Te respeto a ti como persona pero ¿por qué iba a tener que respetar una opinión basada en un absoluto desconocimiento de las leyes de la Física?

Sr. Cazurro:  ¿qué me estás llamando? ¿ignorante?  Ya veo ¡tú te crees que aquí el único listo eres tú!, el que lo sabe todo y el que tiene toda la verdad. Pues no, a veces te equivocas igual que todo el mundo.

Einstein: Mis argumentos se sustentan en una base científica. Tu ni siquiera tienes argumentos para corroborar tu tesis.

Sr. Cazurro: Y dale con la ciencia…. Te repito que tus argumentos se sustentan en tu ciencia.

Einstein: Para hablar con criterio sobre las leyes de la Física deberías tener, al menos,  conocimientos básicos sobre el tema. Para empezar te recomiendo tu libro de Ciencias Naturales de 8º de EGB, seguro que lo tienes en casa.

Sr. Cazurro: ¡que me estás llamando… ignorante! ¡me estás llamando ignorante! (Dirigiéndose al público) Tiene que recurrir al insulto porque ya no le quedan argumentos. ¡Qué pena da!

Einstein: ¡Que te jodan!

Sr. Cazurro: Veis veis, Cómo esta equivocado se enfada…

                                     ————————————————————-

Lamentablemente situaciones parecidas a ésta se dan con demasiada regularidad. Sólo dos recomendaciones,

  1. A Einstein decirle que no entre en debate con personas que no tienen los conocimientos necesarios para ofrecer objeciones valiosas y que hagan de la falacia y la demagogia sus principales armas. Ya se sabe , si entras a debatir  con un gilipollas, tendrás que bajar a su nivel y te ganara porque en gilipolleces tiene mucha mas experiencia.
  2. Al Sr. Cazurro rogarle encarecidamente que, antes de entrar en debate, investigue profundamente sobre el tema a debatir y si no lo hace que calle y escuche, quizá aprenda algo.

Por si alguien tiene dudas, muchas veces actué como einstein y muchas otras como el señor Cazurro